La Feria de Consumo Responsable fomenta comprar con conciencia

CONSUMO CONCIENTE Y SUSTENTABLE

La Feria de Consumo Responsable fomenta comprar con conciencia 

Bajo el lema “Sumate al cambio de hábito” más de 20 productores aguardaron detrás de su mostrador para lograr más que una venta, buscaban compartir su manera de trabajar y transmitir la importancia de cuidar el medio ambiente.

Por Mercedes Pérez Ballester.

 

“Somos productores responsables, conscientes y sustentables”. Así se reconocen los participantes de la Feria de Consumo Responsable cada domingo en Av. Presidente Roca al 500, a metros del Cabildo, Plaza de Mayo, en el casco histórico de la ciudad de Buenos Aires. El domingo de Pascua, 16 de abril, no fue la excepción para que se constituyera un espacio de concientización ciudadana, y de desarrollo social y humano.

Los edificios de la Diagonal Sur crearon la sombra perfecta para temporalmente transformar la calle en peatonal.  De cada lado se dispusieron los diferentes stands, y en el centro se pudieron encontrar tres tachos de basura, cada uno pintado de un diferente color para indicar su residuo correspondiente. En lo alto, se armó un techo con paraguas de color rojo colgados al revés.

FullSizeRender 6
El Gobierno de la Ciudad comenzó en el 2013 la Feria de Consumo Responsable para promover la sustentabilidad y ser un ámbito de concientización y difusión de distintas temas ambientales y sociales. (Crédito: Mercedes Pérez Ballester)

Los productores se diferenciaron entre los que esperaban en silencio detrás de su stand, y los que compartieron entre ellos algún mate, intercambiaban consejos y se felicitaban por el trabajo del otro. Sus edades variaban, pero su amistad se fundamentaba en el ideal común de un mundo más sustentable.

El primer stand era el de Basura Responsable a cargo de Roxana Guana, que vende productos para el compostaje. “La mayor responsabilidad por la contaminación de la ciudad esta en el Gobierno, no se ponen en marcha las nuevas leyes de división de basura”, compartió Guana, y agregó: “Los planes ambientales tenían un plazo para el 2020 pero a este paso no se va a lograr. Ni siquiera están erradicados los basurales como deberían”. Mientras acomodaba sus bolsas de tierra expresó: “Hay que fomentar más la educación ambiental en las escuelas, así cada uno puede mejorar su conducta”. Entre risas concluyó con que “Cada uno con su granito de humus puede ayudar”.

La feria también ofrece juguetes para niños, productos de cosmética y cuidado natural, alimentación y botánica. La reutilización de materiales se pudo apreciar en las botellas de la cerveza Corona o Fernet Branca, ahora hechas vasos y lapiceros, o en las billeteras y monederos que solían ser bolsas de plástico desechadas. “Cerca de donde vivo se acumulan muchas bolsas de plástico, por lo que puedo recolectar muchos materiales para transformar”, explicó María, artesana y responsable del stand de Wachi Wawas.

FullSizeRender 5En la feria se presentaron diferentes talleres, charlas y shows musicales abiertos gratuitamente al público. (Crédito: Mercedes Pérez Ballester)

Un rubro que se destacó fue el de indumentaria. Rubeta Estampas, ofreció sus remeras estampadas con tintas ecológicas, las cuales evitaban las tintas plastisoles que contienen PVC, un alto contaminante. “Creamos un nuevo concepto, promoviendo un estilo de vida en contacto con la naturaleza. Nuestra indumentaria esta hecha con fibras de bamboo natural, pensada para los deportes y el aire libre”, comentaron orgullosos los fundadores de Get Wild!.

Una madre le soltó la mano a su hijo para tomar un cuaderno del stand de Mancha de Tinta, mientras comentaba: “Mirá que lindo esté papel reciclado”. Al mismo tiempo, un estadounidense se filmó a sí mismo con su celular para compartir en sus redes sociales donde se encontraba.

A causa de la Pascua, gran parte de los recurrentes se agruparon frente al stand de Oh my Cake de repostería libre de gluten, cuyos huevos de pascua estaban en promoción. Por la tarde, Natalia Sosa, encargada del stand, ofreció un huevo de pascua que no pudo vender a todos los presentes en la feria. La gente, en especial los niños, rodearon con sus manos el gran chocolate y cumplieron la tradición de romperlo todos juntos.

18010090_1859242677435017_3437424400566204258_n
En muchas culturas, los huevos representan “vida” y “fertilidad”, y se regalaban huevos pintados en las fiestas y festivales de primavera. (Crédito: Feria Consumo Responsable)

Después de que el chocolate fuera repartido, concluyó la jornada de la Feria de Consumo Responsable. Un domingo más, en el que los productores transmitieron la importancia del impacto ambiental del producto para comprar, valorando los procesos de producción, transporte, distribución, consumo y residuos que deja el producto.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea tu propio blog con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: